internet 90s

La era “romántica” de Internet

El fenómeno del Internet y su influencia en la sociedad que vivimos es bastante paradójico. Por un lado, su presencia es sumamente reciente en relación a toda la historia de la humanidad, sin embargo hoy es prácticamente el aire que respiramos, aunque los estudios indiquen que la gran parte de la población planetaria no está conectada y demás teorías que da pereza exponer en este instante. La verdad es que la diferencia es enorme entre quienes están conectados y quienes no, pasando a ser el segundo grupo, los marginados.

Internet y su función comercial y social como la conocemos debe tener algo más de 20 años y debe ser un eje fundamental de la vida de todos quienes estén leyendo este artículo, sin embargo, existimos de esos “pioneros” (?) de la “era romántica” del Internet. ¿A qué defino yo arbitrariamente como “era romántica del Internet”? Pues a los tiempos de la exasperantemente lenta conexión con módem telefónico. Disfrutemos un momento, de esa sinfonía de chillidos y pitidos cuasi orgásmicos para el internauta nerd de aquellos días.

Acá en Ecuador, recuerdo que los primeros conectados a Internet, nobles y reyes desde luego, lo fueron por los años 1995 y 1996. Al pueblo le tocaba un poco más difícil y fue así como en los años 1998 y 1999, jovencitos de clase media a subterránea descubrieron la manera clandestina de proveer de Internet a sus casas, conectando el módem de la gigantesca PC familiar a la normalmente única línea telefónica de la casa, para el resto de la magia, hacía falta entrar en el mercado negro de las contraseñas que se requería para iniciar sesión en Internet con esta tecnología. El intercambio de productos y favores todo lo podía. Para los menores de 20 años, todo esto que se cuenta debe haber pasado en los tiempos de Cristóbal Colón.

Esta conexión clandestina a Internet abrió un enorme mundo de posibilidades a los adolescentes noventeros dependiendo mucho de sus intereses, el primero de ellos, lógicamente desnudos y pornografía. Pero más allá de la avidez por el cuerpo, cada uno buscaba lo suyo: música, videojuegos y deportes eran la predilección. Pocos utilizaban este recurso para cuestiones académicas, como ahora que es de uso extendido.

Internet fue un maravilloso paso para la recopilación de música. Gracias a la magia del Internet, empezó a quedar atrás la romería de ir con un cassette en mano, de casa en casa de los panas, grabando una o dos canciones de un CD que él tenga y que tú no o no te daba la gana de comprar o era muy caro (ya para 1999 valían como 150 mil sucres ¡y vaya que era plata!) Entonces la posibilidad de descargar alguna canción se hizo realidad. Primero, era una tediosa tarea buscando de sitio en sitio web, la dichosa canción, lo cual era especialmente difícil si se trataba de clásicos por ejemplo, más una vez arribado Napster a nuestras vidas, todo fue maravilloso.

Con ese concepto de computadoras en todo el mundo conectadas haciendo un servidor gigantesco, Napster permitía encontrar LO QUE SEA en cuanto a música. Con ello, la creciente demanda musical de esa generación crecida con el MTV gratis se veía satisfecha. Ahora, con la modesta conexión de módem telefónico de 33.6 kbps de promedio, había que armarse de paciencia, pues la descarga de una sola canción tardaba aproximadamente media hora. Después, con la venida de la banda ancha, supimos lo que era descargarse álbumes enteros en ese mismo lapso de tiempo.

Hablando del entrañable módem telefónico, quien no debe tenerle mucha gratitud al mismo, son todos aquellos padres de familia de adolescentes noventeros, hoy venerables abuelitos en su gran parte. Pagar esas escandalosas cuentas telefónicas debe haber sido tremenda tortura. Recordemos que al permanecer conectado por teléfono a Internet en esa era, aparte del precio del servicio (que uno de cada 10 pagaba por la floreciente piratería descrita párrafos atrás), el precio de una llamada local. Por lo bajo, se permanecía conectado 2 horas al día y eso equivalía a “visita telefónica”. Sin internet, una familia no pagaba más allá de 100 mil sucres por servicio de telefonía, cuando a alguno de sus vástagos se le ocurría “conectar a la familia”, esas cuentas podían fácilmente llegar al medio millón de sucres. Devastador para aquellas economías en crisis, de cuentas congeladas y bancos quebrados.

En cuanto a interacción social, esta era la otra gastadera de tiempo. Una de las principales formas de interactuar era el recordado “latinchat” (no puedo creer que aún exista), donde en una plataforma de novedosísimo java, uno podía conversar con gente al menos de todo el continente, sobre determinados temas o simplemente por conversar. Como ni soñábamos en teléfonos inteligentes hace “escasos” 17 o 18 años, una señal de triunfo era sacarle el “ICQ” a la persona con quien chateaste. Tampoco puedo creer que aún exista esa brujería y de mi número si me acuerdo: 39585736. Básicamente, bajo este método la comunicación era vía texto y muy escasamente con escuetos mensajes de voz.

Un poco más tarde se popularizó el mIRC, que tenía la dinámica del latinchat, con canales de temáticas específicas, mas se necesitaba descargar un software para entrar al mismo. Para el año 2000 y ya dolarizados, estaba popularizado el dichoso servidor y los quiteños más enfermitos con el ciberespacio tenían su canal #quito para contactarse. Yo personalmente recuerdo que los capos eran “Rocky Balboa” y “Aeromoza”… capaz esos manes sean ahora tuiteros influyentes. Yo, las pocas veces que entré a ese canal lo hacía como “Macphisto”, de ahí más me interesaban los de música y deportes.

Los inicios de Internet traían consigo formas hoy primitivas de hacer grupos con los foros de discusión o las listas de correo, estas últimas, auspiciadas por el desaparecido Geocities y actual Yahoo. Servidores de correo favoritos: Hotmail, Latinmail, Yahoo. Todas y todos deben tener su dirección vergonzante, rezagos de esos tiempos del tipo: rubiasexy@hotmail.com o tumarido@yahoo.com y la vida profesional nos obligó a enseriarnos. Recién golpe de 2000 Google pateó el tablero de los buscadores, antes era Yahoo, Altavista, Lycos y demás opciones las que se usaban para buscar porno el contenido requerido.

Si tienes más vivencias de la “era romántica del Internet”, no dudes en comentar. Siempre es bueno no hablar nomás de fútbol, para eso mismo creamos este espacio.

Edison Guapaz Zambrano
Popero, datahólico.
9 comentarios
  1. José Martín Dice:

    Falto hablar del messenger, los cholometros, los mails, los foros de network54, también hubo un chat de microsoft que ya venía cargado.. también que las busquedas en google no daban tantos resultados como ahora y que había una página web para todo, hoy en día casi nadie visita una web oficial, basta con seguir en fb o en tw de lo que te quieres enterar.

    Responder
    • Edison Guapaz Zambrano
      Edison Guapaz Zambrano Dice:

      Gracias por tu aporte pana! Pero el Messwenger y los cholómetros son más bien dosmileros y obvio, ya se van quedando atrás. Tednrás a mano el cholómetros 2015? Ya no los sacan?

      Responder
  2. Gerardo Garnica Dice:

    Locura todo esto, lo de la clave pirateada para la conexión a Internet con modem era pan nuestro de todo el mundo. Eso se mantuvo vigente al menos hasta el 2004-2005.

    Terrible lo de los primeros usernames de los correos electrónicos, el mío era yayito81@latinchat.com… pordió!

    Responder
  3. David
    David Dice:

    Muy bien abarcada la mayoría de la temática noventera del internet del tercer mundo. Te faltó capaz un poco las noticias, entrar a los sites de el comercio era común aunque la información era más bien escasa, pero el EXPLORED ruleaba y tenía de todo, aún hay rezagos de esa página.

    Me encantó la referencia al latinchat, creo que todos quienes ahora somos más o menos “tecnológicos” hicimos nuestros primeros pininos de hablar idioteces en esa plataforma, la guerra no declarada con el mIRC y con elchat.com, y dentro del porno, debiste dedicarle un párrafo a los relatos eróticos de marqueze.net.

    Responder
  4. Santiago realpe Dice:

    Técnicamente es iRC, mIRC era el cliente oficial, la red más utilizada en su momento fue DALnet en donde Aeromoza fue la segunda FOp de #Quito aunque siempre dijeron que era el canal más aburrido vs #Guayaquil #Ecuador (que era un mierdero) y #Baticueva que era súper mierdero. Testigos de los primeros dramas en internet (peores que los de Latinchat), en donde para buscar música en la época que Napster comenzó su decadencia y Audiogalaxy no era el más popular podías enviar canciones por iRC o recibirlas por DCC. En dónde los primeros emojis eran :) :( y mucha gente no los entendía, en dónde el arte ASCII era la mejor forma de expresar lo que sentías, donde no existían los memes, en donde las animaciones FLASH eran lo más divertido, los mini juegos. Donde buscar porno era lo más dificil del mundo porque no había tanto y obvio tocaba ver porno en código ASCII (no era lo más divertido).

    En dónde las primeras interacciones sociales en la red terminaban en reuniones en persona para beber, no digo que ahora no exista eso (café tuiteros, campus party, etc) la diferencia es que cuando nos reuníamos en esos momentos nadie tenía un smartphone para estar agachado y no disfrutar de la compañia de las personas con las que chateabas tooooooooooodos los días.

    Aun recuerdo cuando todos querían hacer su sitio web en Geocities y así empezaron a aparecer un sinnumero de sitios web que te ofrecian host y subdominios gratuitos para que publiquemos nuestras súper miserias (eran divertidas al final).

    En una de las frases pones que quizás los que eran populares en el iRC ahora son tuitstars, yo diría que no, a pesar de ser muy similares son dos conceptos tan distintos y al mismo tiempo (a pesar de que amo Twitter) tengo una nostalgia extrema recordando la época del iRC. ¡Ah! También organizabamos reuniones para darnos de puñetes (varias veces quisieron pegarme al confundirme con otro chatero).

    Gracias por la nostalgia en esta publicación y por hacerme recordar que odiaba a Lars Ulrich por su acción contra Napster.

    TW: @srealpe
    iRC: GokuSuperSaiyaJin (perdón, en esa época estaba aun en el cole aunque hoy en día sigo amando a DBZ incondicionalmente)

    Responder
    • Edison Guapaz Zambrano
      Edison Guapaz Zambrano Dice:

      Gran aporte. Justo, yo usé iRC para bajar conciertos, como fanático fundamentalista de U2, me topé un canal donde un pana te proveía de absolutamente todos y pasaba más en esos canales que en los relajos esos de los canales ecuatorianos, hasta para eso era antisocial, jua jua. El aduigalaxy fue una buena opción golpe de 2001 (gracias Lars). Cómo diablos era eso del porno en ASCII?

      Responder

Desahógate

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


9 + = doce

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>