Entradas

nacional py

El Primer Desafío de Delfín

Está pronta a arrancar una nueva edición de Copa Libertadores. Como viene siendo la modalidad desde 2017, existen 3 fases previas a la tradicional etapa de grupos. Por parte de Ecuador será el Delfín de Manta quien juegue desde la primera fase y tendrá como rival a un añejo conjunto paraguayo.

Para leer su anterior revisión, clic aquí

Nacional-PY

El Club Nacional fue fundado el 5 de junio de 1904 en Asunción, Paraguay, siendo uno de los más tradicionales y antiguos clubes de fútbol de dicho país. Ha sido campeón de la Primera División de la Liga Paraguaya en 9 ocasiones y su mejor actuación internacional fue en 2014 cuando disputó la final de la Copa Libertadores. Su tradicional uniforme es completamente blanco variando los pequeños detalles de los bordes en azul y rojo.

“La Academia” es local en el Estadio Arsenio Erico de Asunción con capacidad para 4434 espectadores, lo que lo hace al “tricolor” trasladarse al Defensores del Chaco generalmente para enfrentar juegos internacionales. Justamente es Arsenio Erico la máxima figura que vistió su camiseta. Disputará la presente Copa Libertadores por haber conseguido el cuarto puesto en la tabla acumulado del torneo paraguayo de primera división 2018.

Nacional registra algunos enfrentamientos frente a clubes ecuatorianos. El primero de ellos fue bastante sorpresivo, pues por Copa Libertadores 2009 derrotó en Quito por 5-0 a El Nacional (28 de enero de 2009). Con ese amplio marcador y más relajados, permitieron un empate 3-3 en el cotejo de vuelta (2 de febrero de 2009) y con ello lograron jugar fase de grupos.

En 2013 se enfrentaron a Liga de Loja por la segunda fase de Copa Sudamericana. Igualaron 0-0 en Loja (22 de agosto de 2013), pero en el juego de vuelta celebrado en Asunción cayó por 1-0 (29 de agosto de 2013) por lo que fue eliminado de la competición.

En 2015 nuevamente se cruzó con clubes ecuatorianos por segunda fase de Copa Sudamericana y su rival fue Liga Deportiva Universitaria. En el partido jugado en Quito fue triunfo para el local por 1-0 (26 de agosto de 2015), mientras que en Paraguay también fue triunfo universitario por 1-0 (16 de septiembre de 2015) que permitió a los ecuatorianos continuar en dicha competición.

El juego contra Delfín será el 22 de enero desde las 18:30 ecuatorianas.

Edison Guapaz Zambrano
Guitarras y gol
Nacional 2018

2018 Triste y Doloroso

Los estadígrafos han señalado que esta ha sido la peor temporada del Club Deportivo El Nacional en su historia. Incluso peor que aquella que desembocó en el único descenso registrado del equipo en 1979. En teoría en este año el equipo criollo también descendió, pero disputará la Serie A en 2019 por obra y gracia de las reformas de la Liga Pro, la que configuró el torneo del próximo año con 16 equipos y suprimió por esta vez las pérdidas de categoría. A nivel internacional apenas llegó a segunda fase de Copa Sudamericana superando a San José de Oruro pero cayendo ante Defensa y Justicia de Argentina.

El tremendo fracaso de Nacional se debe a varias razones, las cuales intentaremos analizar. La primera, la más clara y a la que siempre se debe acudir es el grupo de jugadores. Nacional tuvo el triste récord de quedar con la valla más vencida del torneo recibiendo 82 tantos, cifra casi catastrófica para un cuadro con su tradición y para cualquiera que desea mantenerse en primera división. La razón claramente apunta a su defensa que estuvo durante todo el año particularmente desacertada. Luis Segovia era el llamado a hacerse cargo de la misma, pero le falto precisión e incluso velocidad y jamás encontró el compañero adecuado. Pasaron por ahí Javier Quiñónez con muchas actuaciones olvidables, César Batalla quien era el refuerzo obligado a lucir y que de hecho lo normal era que termine los juegos con muy bajas calificaciones. También e intentó con los jóvenes Tana o Peña de quienes se espera desesperadamente que muestre su mejor cara el próximo año.

Continuando con la mirada hacia la portería criolla, Johan Padilla nuevamente fue el titular haciendo lo que buenamente pudo y con varias buenas actuaciones que fueron mermando con el paso del año. Al final las lesiones y rumores de estar involucrado en amaños de partidos lo perjudicaron. José Cárdenas tuvo un par de oportunidades y en algunas todavía se lo vio nervioso. Parte del descalabro defensivo se vio desde el medio sector, donde Roberto Garcés es clave y sus prolongadas ausencias por lesión dejaron inmensos espacios por donde no pararon de atacarle al rojo. En pocas, una suma desastrosa de factores.

A Nacional no le funcionaron sus refuerzos. Jonny Uchuari llegó para reemplazar en la creación a Jonathan Borja y su rendimiento fue bajo, Daniel Angulo en el ataque tuvo un arranque prometedor pero las lesiones lo perjudicaron y sobre el final sus actuaciones fueron bajísimas. Se habló del mal pasar de Batalla, Jonathan y Darley Carabalí por las bandas no tuvieron constancia y Ángel Gracia fue el único acierto 2018, quien con su despliegue por la banda izquierda y buen remate de balón detenido tuvo varios partidos destacados.

Muy pocas veces Nacional contó con sus armas ofensivas completas, pues sobretodo en la segunda etapa el plantel sufrió de una auténtica plaga de lesiones. Jorge Ordóñez, Alejandro Villalva, Adolfo Muñoz, Manuel Balda y Miguel Parrales juntos incluso eran temibles, pero pocas veces coincidieron, lo que mermó el potencial de ataque de los dirigidos por Eduardo Favaro, quien hasta este año estuvo al frente de los militares mientras se le fueron acabando las ideas para armar los retazos de un plantel que se le desmembró a principios de año y que las coyunturas no lo dejaban parchar.

El rojo terminó penúltimo en la tabla acumulada, con un teórico descenso, Sumando apenas 39 puntos, únicamente 9 victorias y finalizando el año con 14 fechas consecutivas sin poder alzarse con el triunfo. Números pavorosos que se reflejaron en las gradas, donde la ausencia fue notoria causada por una hinchada que si bien es resultadista como cualquiera del Ecuador, simplemente no pudo soportar caída tras caída, vergüenza tras vergüenza y además se agravó por la fuerte antipatía que se percibe hacia la directiva encabezada por el General Tito Manjarrez, a quien no solamente se le carga con los malos resultados, sino que ha hecho poco por comulgar con los aficionados situándose permanentemente en un contrapunto con la misma. Tampoco ayuda la guerra las radios quiteños también se ha gestado ese resentimiento con sus posturas muy condescendientes o caústicamente críticas dependiendo de “la vereda”, lo que se reflejan en una de las peores suma de asistencias al estadio de la historia. Al parecer en el 2018 todo se confabuló en contra de los puros criollos.

Manjarrez aún tiene 3 años como Presidente del club con una antipatía generalizada y un ambiente aparentemente roto entre hinchada – grupo de jugadores y directiva. Ante este malestar en teoría sería lo más saludable que de un paso al costado pero ha insistido con no renunciar. El panorama para el 2019 es poco alentador pues la mayoría del equipo titular 2018 ha negociado su incorporación a otros clubes dejando al equipo militar prácticamente desarmado, además el equipo seguiría en crisis económica pese a que la gestión Manjarrez ha tratado de ser austera y con un panorama en el que sus ingresos por concepto de derechos de televisión podrían verse seriamente afectados por el “descenso teórico” no se podría esperar grandes contrataciones. Su única esperanza reside en las particularmente exitosas campañas del equipo de reserva y sub-18, las cuales llagaron al título y subtítulo de sus categorías respectivamente. Seguramente ahí habría buenos elementos que puedan integrar la Primera División. Ya se vio algunos buenos jugadores jóvenes como Ronny Medina o Kevin Peralta.

Nacional padeció en 2018 y todo hace creer que no será un 2019 venturoso. La directiva tendrá que hacer un supremo esfuerzo y tal vez invocar a la suerte para armar un plantel lo suficientemente competitivo que haga reverdecer su credibilidad así como sanar resentimientos que parecen irreconciliables con los seguidores de la divisa criolla.

Edison Guapaz Zambrano
Guitarras y gol
ecuador 2da etapa

Segunda Etapa 2018 de Ecuador – Análisis

Ha finalizado la Segunda Etapa del torneo ecuatoriano con un ganador diferente al del primer semestre. Esto implica el disputar una final para definir al campeón de la temporada 2018, la última que se disputará con esta modalidad de doble todos contra todos y ganadores semestrales.

Emelec consiguió adueñarse de la segunda etapa 2018. Su juego fue continuamente creciendo y superando obstáculos en el desarrollo de su juego para conformar un equipo con pocas vulnerabilidades. 17 tantos en contra para consagrarse como la mejor defensa de la etapa, fruto de un impecable trabajo de Esteban Dreer en el arco, casi como en sus mejores años, la solidez y liderazgo de Leandro Vega en la zaga, la oportunidad por las bandas de Juan Carlos Paredes y Ronaldo Johnson, además de un claro trabajo de contención de Nicolás Queiroz. El remate de temporada de Romario Caicedo fue explosivo y brutal, constituyéndose en socio ideal del goleador Brayan Angulo y así ser letales para llevarse la etapa.

Figura:

Brayan Angulo

Sin duda la campaña de Macará en la segunda etapa fue elogiable ya que por varias fechas fue el puntero con mucha justicia, aunque tal vez con su plantel ya no le alcanzó para disputar el título a los grandes. Sin duda hay que admirar al técnico ecuatoriano Paúl Vélez que dispuso un equipo ordenado y temible. Muy seguros Javier Burrai en el arco y Alejandro Manchot en el centro de la zaga quienes junto al atacante Pablo Burzio llegaron en medio año al cuadro celeste y soportaron el andamiaje del equipo. Gran campaña de Ronald De Jesús como eje y bastión del mediocampo más Juan Manuel Tévez como líder y goleador indiscutible, alcanzando un sitio entre los históricos ídolos del popular cuadro ambateño. Al final perdieron puntos clave, pero aseguraron al menos un lugar en Copa Sudamericana y con ello un nuevo año en eventos internacionales.

Figura:

Juan Manuel Tévez

La marcha de Liga Deportiva Universitaria en el segundo semestre tuvo algunas irregularidades. Comenzó en baja forma ocupando lugares secundarios, de pronto por estar más ocupados con sus compromisos internacionales y además, aquejados por lesiones y demás problemas a la hora de armar su plantel. Sin embargo, pudo ganar puntos importantes de la inspiración de Juan Luis Anangonó, siempre atento a anotar los goles determinantes. Los hermanos Johan y Anderson Julio fueron creciendo en su juego y enriqueciendo su original vértigo con algo más de pausa y técnica. Franklin Guerra siempre tuvo que acomodarse a un nuevo compañero de zaga y Edison Vega mantuvo un liderazgo en media cancha. La “U” llegaría emocionalmente bien aunque abollada por el trajinar del año a la gran final a la que accedió en julio.

Figura:

Juan Luis Anangonó

Por segundo año consecutivo Delfín ha logrado acceso a Copa Libertadores. El segundo semestre del conjunto manabita fue prodigioso con el regreso de Roberto Ordóñez como alma y punta de ataque del plantel, de nuevo compartiendo la dupla con Carlos Garcés quien incluso estuvo más fino que el año pasado frente al arco rival. Esta dupla ha estado respaldada por el talento creativo de Andrés Chicaiza, una de las grandes revelaciones del año y blanco de alabanzas del año. También tuvo seguridad en arco propio con otro gran año de Pedro Ortiz y el aguerrido Williams Riveros en la zaga, además de un buen volante como Bruno Piñatares. El desborde cetáceo siempre fue un peligro con Pedro Perlaza y Giovanny Nazareno. Ahora, algo lejos de la fiebre de la final del año pasado, podrían tranquilamente consolidar el plantel y buscar permanecer en la élite.

Figura:

Andrés Chicaiza

Un remate de año decepcionante para Barcelona. Pese a que aseguró su regreso a Copa Libertadores fruto de su segundo lugar en la tabla acumulada, la sensación es poco satisfactoria si se toma en cuenta que en varias fechas del año estuvo en la punta, pero un prolongado bache en el que llevó demasiados partidos sin ganar le ha dejado sin la posibilidad del título. Aquejado por las lesiones de: Damian díaz, Michael Arroyo, Matías Oyola, Gabriel Marques, Darío Aimar y más, fue difícil que tenga su mejor 11 disponible en cancha. Fue positivo para el ídolo las buenas participaciones por las bandas de Byaron Castillo y Beder Caicedo, además de Xavier Arreaga y Félix Torres en el centro de la zaga, canteranos que jugaron con el aplomo suficiente. Errores administrativos como lo de Fricson Erazo y José Ayoví, además del doping positivo de Arroyo aumentaron la sensación de malestar a fin de año a su hinchada.

Figura:

Byron Castillo

Independiente del Valle tal vez se acordó muy tarde de ganar, tal vez porque a la idea de Ismael Rescalvo le costó tiempo en implantarse o de encontrar a los jugadores adecuados. Lo importante es que hacia el final del año vimos a 4 jóvenes sensacionales brillar con su fútbol: Ángelo Preciado por los costados, Jhegson Sebastián Méndez en la media y a los atacantes Gonzalo Plata y Stiven Plaza. Con el soporte de experimentados extranjeros como Richard Schunke y Christian Pellerano se pudo desarrollar un vistoso juego ofensivo de velocidad en precisión que duró poco, pues les sobrevino el término del año. Probablemente algunas de estas jóvenes figuras salgan a otros planteles y una vez más tendrá que renovar su plantel de primera y probablemente nuevos talentos con esta acción aunque lejos de los títulos. Una vez más jugará la Sudamericana.

Figura:

Jhegson S. Méndez

Por un momento se pudo pensar que Aucas podía llegar a la final del torneo en el momento en que su mancuerna ofensiva estaba funcionando a la perfección con Edson Montaño como el gran goleador, Enson Rodríguez conduciendo y Alexander Alvarado por izquierda. Sin embargo, se encontró sin respuestas en los partidos claves en su casa ante Emelec y Liga en los que cayó derrotado y así se fue alejando de un mejor destino. El cuadro oriental por momentos brilló, pero un plantel limitado conspiró para un mejor papel. Fueron muy importantes Juan Lara y Luis Romero en la zaga  más la experiencia de Fernando Hidalgo y Mario Rizotto en el ataque. Cuando cualquiera de los mencionados era baja el cuadro oriental lo sentía bastante. Con el octavo lugar de la acumulada ahora tendrán que disputar la repesca por Sudamericana ante Mushuc Runa.

Figura:

Edson Montaño

Universidad Católica tuvo momentos de fútbol emocionante con el vértigo de Walter y Jeison Chalá más el poder goleador de John Cifuente, quien con sus 37 tantos ha entrado de hecho en la historia grande de los torneos ecuatorianos. Sin embargo, el gran problema del cuadro camaratta fue su irregular campaña y su sorprendente debilidad como local, pues como tal solo consiguió 2 triunfos en la segunda etapa, lo que hacía difícil pensar que pueda luchar por un puesto en la final. Una vez más Facundo Martínez fue el alma del equipo y los defensas: Andrés López, Guillermo De Los Santos y Yuber Mosquera tuvieron una buena temporada. Finalmente el caudro camaratta se conformó con una Copa Sudamericana cuando en buena parte del año peleó por llegar a Libertadores.

Figura:

John Cifuente

Sin duda fue notable la remontada de Técnico Universitario, equipo que en el primer semestre tuvo muchos problemas y toda la impresión de candidato fijo al descenso. Sin embargo, pudo conseguir varias victorias como visitante y otras tantas como local, casi todas agónicas, donde surgió la figura del joven atacante Kevin Valencia anotando los goles decisivos. El rodillo conformó un gran tridente ofensivo guiado por Diego Armas desde metros más atrás y con Paul Marret y Kevin Jauch como delanteros, más Alejandro Prieto en defensa se las arreglaron para evitar los últimos lugares que pasado el año se dispuso que serían solo de penalización más no de pérdida de categoría. Final feliz para los ambateños.

Figura:

Diego Armas

No fue un buen año para Deportivo Cuenca. Al elenco azuayo no le funcionaron mayormente las contrataciones extranjeras y para el segundo semestre tuvo que apostar al talento local en vista de los apuros económicos más la dirección técnica de Richard Páez quien en un principio pareció levantar la moral del plantel incluso consiguiendo resultados en los torneos internacionales. Pero progresivamente el Expreso se fue quedando y llamó la atención sobretodo su mala actuación como local, consiguiendo solo 2 triunfos, cuando normalmente el Alejandro Serrano es un fortín.

Figura:

Jacson Pita

Lamentable es poco para describir la campaña de El Nacional. Equipo que no ganó en todo un cuarto de año y que tuvo un grave problema en la conformación de su defensa reflejado en los 82 tantos que recibieron en el torneo, la peor marca de la temporada. A lo largo del año y con mayor fuerza en el segundo semestre varios de sus valores aquejaron de lesiones con lo que nunca pudieron parar un 11 idóneo donde las figuras eran escasas ante lo limitado de su plantel y presupuesto. Sobre el final era evidente que el espíritu del equipo estaba roto y el camino a una temporada desastrosa se completó con lo que hubiera sido el descenso, pero ante la nueva conformación de la primera división “solo” significará un importante recorte en sus ingresos.

Figura:

Manuel Balda

Guayaquil City tuvo poco para destacar en el año. Tan solo logró 6 victorias durante el mismo y se observó muy poco para destaca, tal vez lo que hicieron Michael Hoyos y Anderson Naula en ofensiva y por algunos tramos de la temporada un recio orden defensivo que causaba molestias al rival que normalmente veía al conjunto ciudadano como un rival obligado a derrotar, mas en las fechas finales hasta su estudiada táctica perdió y quedó con sobra de merecimientos en última posición que de todas maneras no le significará descenso por el cambio de reglamento.

Figura:

Michael Hoyos

Edison Guapaz Zambrano
Guitarras y gol
emelec nacional

División de honores, Espectáculo de Menos a Más

Nacional y Emelec igualaron 1-1 en juego disputado por la fecha 13 de la segunda etapa del Torneo Ecuatoriano de Primera División en el Atahualpa de Quito.

Un partido con su tradición que tal vez, está venido a menos por las horas bajas por las que atraviesa el local en una crisis que ya lleva varios años y a lo que se sumó una serie de bajas con las que ha tenido que afrontar sus últimos juegos. Por el lado azul los puntos sonaban imperativos para estar al día en la lucha por la etapa y Soso también puso algunas variantes en su habitual onceno titular.

El equipo eléctrico se apoderó del balón siendo efectiva la labor en media cancha de Queiroz, quien alimentaba metro más adelante a Matamoros y así se generaban jugadas ofensivas que en un principio dieron poco problema a la defensa criolla. La respuesta del local más bien era en la contra que usualmente se diluía al pisar el área eléctrica. De todas formas la posesión de balón era ostensiblemente favorable a la visita.

Transcurridos algo más de 20 minutos, Nacional se fue animando, aunque la visita todavía tenía la iniciativa, las respuestas de los rojos fueron incrementándose y a su vez, la defensa ejercida por Mejía y Vega tenía la suficiencia para mantener el peligro alejado. No parecía Emelec tener mayores ideas para vulnerar a su rival salvo las jugadas de balón detenido.

De los pies de Matamoros se gestaba el ataque millonario y su participación era lo suficientemente molestosa para los rojos que en pocos minutos hizo sacar 3 amarillas por faltas sobre él. Del lado militar destacaba Peralta por el costado derecho. Parecía la ausencia de goles un resultado justo hasta que Carlos Orejuela (47+ min.) tras pase profundo abrió el marcador y mandó a los eléctricos al descanso en ventaja.

En la etapa complementaria Favaro dispuso el ingreso de Muñoz para un mayor volumen ofensivo del rojo. El aletargado ritmo de la etapa inicial quedó atrás y se pasó a observar un juego más dinámico de lado y lado, al contrario del primer tiempo, en el segundo se jugaba en un espectro de mayor cantidad de metros y con poco tránsito en el medio sector.

Emelec refrescó líneas con Joel López en lugar de Matamoros mientras la temperatura caía en el Atahualpa. Nacional en respuesta envió a la cancha a Ordóñez y buscaba el empate con bastante desprolijidad, mientras que las contras de los azules eran bastante más peligrosas.

En los últimos minutos Nacional estuvo más claro a la hora de conseguir la igualdad y llegaron los mejores minutos de Dreer ahogando el grito de gol militar hasta que se elevó un centro de Gracia que Ronny Medina (83 min.) pudo conectar de cabeza para anotar el empate. Con ese tanto Emelec despertó y se dio un intenso ida y vuelta en el que los rojos pudieron llevarse la victoria, pero Dreer atajó sobre la hora un penal a Ordóñez. Al final lució justa la repartición de puntos.

 

NAC: Johan Padilla; Kevin Peralta (TA 33’), Javier Quiñónez (TA 83’), César Batalla (TA 39’) (Adolfo Muñoz 45’), Luis Segovia; Bryan Tana (TA 36’), Manuel Balda; Jonny Uchuari (Ronny Medina 75’), Daniel Samaniego (Jorge Ordóñez 66’), Ángel Gracia; Daniel Angulo
Goles: Medina 83’
EME: Esteban Dreer; Romario Caicedo, Marlon Mejía, Leandro Vega (TA 31’), Ronaldo Johnson; Dixon Arroyo (TA 72’), Nicolás Queiroz (Dennis Quintero 79’); Joao J. Rojas (TA 80’), Hólger Matamoros (Joel López 65’), Carlos Orejuela (Fernando Luna 86’); Brayan Angulo
Goles: Orejuela 47+’

Calificaciones Nacional:
Padilla 6
Peralta 7
Quiñónez 6
Batalla 5
Segovia 5
Tana 6
Balda 6
Uchuari 4
Samaniego 5
Gracia 6
Angulo 3
Muñoz 6
Ordóñez 5
Medina –

Calificaciones Emelec:
Dreer 7
Caicedo 6
Mejía 6
Vega 7
Johnson 6
Arroyo 6
Queiroz 7
Rojas 6
Matamoros 7
Orejuela 6
Angulo 6
López 4
Quintero –
Luna –

Edison Guapaz Zambrano
Guitarras y gol
copa havoline 11 2

Análisis de Tres Cuartos de Temporada de 2018

El torneo ecuatoriano está arribando a su desenlace y de momento cuenta con un puntero ciertamente inesperado. Partiendo de ello se ha tenido un campeonato emocionante y parejo dentro de sus limitaciones. Tal vez las mayores emociones estarán en saber quien disputará junto a Liga la final en diciembre o si los mismos albos pueden proclamarse campeones directamente. Por lo pronto la disputa sigue siendo estrecha.

El líder es Macará. Equipo que a estas alturas luce entero en la competición y muy dispuesto a dar pelea pese a que no están alineando varias de sus figuras de principios de año. Sin duda, la llegada de Javier Burrai en el arco, Alejandro Manchot en la zaga y Pablo Burzio en el ataque, sumados a su estrella, Juan Manuel Tévez, han constituido una sólida columna vertebral en la que se apoya el talento local del celeste. En el mediocampo destaca con criterio y goles Ronald de Jesús. Los ambateños de la mano de Paúl Vélez solo han sido derrotados una vez en esta etapa. Dato alentador para no perder el aliento.

Figura: Juan Manuel Tévez

Emelec viene segundo tratando de no perder de vista al puntero, pero el bombillo tiene una peculiar campaña en esta segunda etapa. Si bien es un magnífico local al haber conseguido 6 victorias en sus 6 presentaciones en el Capwell, pero con tan solo un punto sumado en todas sus salidas como visitante, lo que claramente es un desequilibrio. De todas formas el bombillo luce sólido con Leandro Vega y Marlon Mejía en la zaga, Nicolás Queiroz y Dixon Arroyo en la media, más la buena puntería de Brayan Angulo en el ataque. También podríamos sumar a Joao J. Rojas, pero sus expulsiones merman su valoración.

Figura: Leando Vega

Barcelona tuvo un severo bajón al alcanzar esta parte del campeonato en tanto se ha visto un tanto intranquilo emocionalmente en sus encuentros. No ha tenido un rendimiento óptimo como local (en 6 juegos ha igualado 2 y perdido uno) y con 13 goles a favor no luce tan fino hacia el arco contrario. Con algo de polémica dirigencial y de su DT ante público y prensa, de todas maneras no se ha alejado de la pelea por la etapa y cuentan con un “rejuvenecido” Damián Díaz que maneja los hilos del equipo y se lo ha puesto a sus hombros como en sus mejores años.

Figura: Damián Díaz

Delfín pasó algunas preocupaciones y apuros ante la falta de resultados que lo alejaban de la carrera por la etapa. Sin embargo, en sus últimos juegos parece haberse fortalecido anímicamente con el retorno de Roberto “tuka” Ordóñez tras su lesión. Sin embargo, en estos momentos el mimado de la afición cetácea es el volante Andrés Chicaiza, quien ha demostrado mucho talento y elegancia para manejar el ataque del elenco manabita, siendo uno de los jugadores a observar actualmente en el torneo ecuatoriano.

Figura: Andrés Chicaiza

Una vez que Darío Tempesta asumió la dirección técnica de Aucas, el elenco oriental tuvo una formidable levantada en su rendimiento y encajando 4 victorias al hilo incluso se ha metido en la pelea por la etapa. Edson Montaño está imparable rompiendo redes rivales y ya posee una marca histórica en el club como el jugador que más goles ha hecho en una temporada (20) con la casaca ex petrolera. Los oro y grana poseen un sólido bloque defensivo con los centrales Juan Lara y Luis Romero, notable despliegue con Alexander Alvarado y mucha imaginación con el venezolano Enson Rodríguez comandando el ataque. Hemos visto realmente brillantes presentaciones de los orientales y habrá que ver si las sostienen.

Figura: Edson Montaño

Deportivo Cuenca ha cumplido con una campaña sumamente errática en la que de hecho ha conseguido más puntos de visitante (9) que de local (6). Después de la llegada del DT Richard Páez, el Expreso Austral había experimentado una levantada en su rendimiento cuyo tope fue la clasificación a octavos de final en Copa Sudamericana, pero volvió a ser más o menos lo mismo que se observó a principios de año donde las figuras de Jacson Pita y Juan Diego Rojas resaltan en el ataque y son ciertamente la esperanza para que los morlacos se anoten en un torneo internacional.

Figura: Jacson Pita

Ciertamente a Liga Deportiva Universitaria le falta un partido, sin embargo a media tabla a estas alturas del torneo no resulta una campaña del todo convincente. En casa no la está pasando bien, donde ha cedido ya 3 empates y en algunas ocasiones ha sido Juan Luis Anangonó quien ha hecho el tanto salvador en algunas ocasiones para llevarse un resultado que lucía perdido. Habrá que reconocer sin embargo, el momento de Edison Vega, quien se ha convertido en el capitán y el alma del mediocampo del conjunto universitario. De todas maneras si gana el juego faltante se podría de nuevo meter a la pelea de la etapa.

Figura: Edison Vega

Nuevamente a Universidad Católica le llegó el momento en que las suspensiones y lesiones han hecho mella en su campaña. Sólo ha conseguido una victoria conseguida en condición de local mientras le ha ido mucho mejor como visitante en el que lograron triunfar en 3 ocasiones. Cada tanto sigue marcando John Cifuente y con 29 tantos está cerca de proclamarse goleador del torneo y tal vez buscando algún hecho histórico. También los camarattas han dado varias oportunidades a jóvenes.

Figura: John Cifuente

El Nacional encajó 3 derrotas seguidas y de nuevo apareció el malestar en su entorno porque parece alejarse de los puestos en los que se clasifica a un torneo internacional. Su problema defensivo ya es clamoroso, teniendo una de las zagas más batidas de la etapa junto con la de Técnico Universitario, mientras curiosamente también cuenta con uno de los mejores ataques junto al de Macará. Los criollos tienen un fútbol vistoso pero vulnerable con el que se llevan muchos malos resultados que han provocado distanciamiento de su hinchada a lo que también se suma la confrontación con la dirigencia.

Figura: Manuel Balda

Debe ser una de las peores temporadas de Independiente del Valle desde que ascendió. Ha habido una enorme irregularidad en su campaña y muchas veces es una incógnita con lo que pueda pasar en cada uno de los juegos en lo que se presenta. De todas formas ha sido bueno ver la aparición de jóvenes valores como: Angelo Preciado, Alejandro Cabeza, Jhegson Méndez, Steven Plaza o Steven Franco. Lo que le resta al cuadro de Sangoquí es clasificar a un torneo internacional y seguir promocionando las figuras de su cantera.

Figura: Angelo Preciado

Técnico Universitario se podría decir que ya ha empezado a jugar relajado a sabiendas que el final de temporada no traerá descensos y ciertamente ha protagonizado cotejos agradables como el pasado 4-5 en el que cayó ante Universidad Católica. La conducción del ataque de Diego Armas sigue siendo notable, pero sigue contando por largo con la peor defensa del año, razón por la cual ha caído derrotado en la mayoría de sus partidos, pese a que han cambiado reiteradas veces de futbolistas en arco y zaga.

Figura: Diego Armas

Guayaquil City cierra la tabla tanto en la segunda etapa como en el acumulado del año. Ciertamente habría que decir que el cuadro ciudadano es por lejos el menos vistoso del torneo, siendo la mayor virtud de los dirigidos por Pool Gavilanez su cerrojo defensivo que ha desquiciado a más de un rival. Sin embargo, esto también ha hecho que este club guayasense tenga  el peor ataque de la temporada muy marcadamente.

Figura: José Hurtado

Alineación ideal del momento:

Javier Burrai; Alejandro Manchot, Leandro Vega, Luis Romero; Ronald De Jesús, Edison Vega, Andrés Chicaiza, Damián Díaz; Juan M. Tévez, Brayan Angulo, Edson Montaño

Cuando se han jugado tres cuartas partes del campeonato:

Macará ganaría la etapa y se enfrentaría en la final a Liga Deportiva Universitaria. Ambos estarían (Liga ya está) clasificados a la Fase de Grupos de Copa Libertadores 2019.

Barcelona jugaría desde la segunda fase de Copa Libertadores.

Emelec jugaría desde la primera fase de Copa Libertadores.

Universidad Católica, Delfín y Aucas jugarían la Copa Sudamericana 2019.

Independiente del Valle jugaría el repechaje para Copa Sudamericana 2019 ante Mushuc Runa.

FyA
emelec nacional

El Bombillo Mantiene la Punta

Emelec derrotó 3-1 a El Nacional en juego disputado por la fecha 10 de la segunda etapa del torneo ecuatoriano de Primera División en el George Capwell de Guayaquil.

Un duelo con su historia y tradición que encontraba a los eléctricos con mucho mayor favoritismo por sus últimos resultados y plantel. Emelec aún no podía contar con Paredes tras su cuadro de convulsiones en su viaje con la selección, mientras que en los criollos debía seguir atajando Cárdenas por la suspensión de Padilla.

El arranque del juego fue de una salida frenética del cuadro local que especialmente por el costado derecho donde Romario Caicedo hacía desastres con la zaga roja. El mismo Romario (12 min.) tras una gran finta y enorme definición desde un costado del área, abrió el marcador. Nacional buscaba salir del asedio con poca prolijidad tras el gol.

Los problemas no cesaban en el rojo y eran permanentemente desbordados especialmente por los costados. Brayan Angulo (22 min.) definió tras una jugada desde la derecha que incluyó centro dela muerte y rebote. Antes de la primera media hora el bombillo se paseaba en los amplios espacios que dejaba la zaga de su rival y con un panorama que hacía pensar en un resultado escandaloso.

Lo que vino a continuación fue una bajada de revoluciones del conjunto eléctrico que prefirió sacar de su área a los militares para después asestar peligrosos contragolpes. Hasta el final del primer tiempo Nacional tuvo la pelota sin poder causarle el menor estrago al local que se veía concentrado e inspirado en todas sus líneas.

Los rojos dispusieron de 2 cambios al inicio del complemento ingresando Corozo por Parrales que no estaba bien físicamente y Fuertes por Gracia quien había sido ampliamente superado por Caicedo, con ello pareció el juego desarrollarse más equilibradamente. Así llegó el descuento nacionalista con tanto de penal de Jorge Ordóñez (57 min.) tras mano de Rojas. Posteriormente el mismo Rojas salió expulsado, lo que parecía complicar los planes del bombillo.

Leandro Vega (63 min.) de cabeza tras un tiro libre devolvió la ventaja y tranquilidad para los millonarios. A continuación hubo minutos de tensión y fricción que deterioraron el espectáculo gracias a un juego carente de fluidez y que iba ganando en fricciones. Bordeando el minuto 70 la entrada de Samaniego en el elenco quiteño era una manifestación claramente ofensiva.

Sobre el final del partido se estableció un agradable aunque poco vertiginoso ida y vuelta en el cual bien pudo esperarse por el descuento criollo o el tanto de la goleada eléctrico. La bancada azul recién dispuso de cambios en los últimos minutos para resguardar a su buen once inicial que va alcanzando su mejor nivel mientras avanza el torneo y por lo pronto el bombillo mantiene la punta de la etapa.

 

EME: Esteban Dreer: Romario Caicedo, Marlon Mejía, Leandro Vega, Ronaldo Johnson; Dixon Arroyo, Nicolás Queiroz (Osbaldo Lastra 91+’) (TA 92+’); Joao J. Rojas (TR 60’), Joel López (Dennis Quintero 79’), Carlos Orejuela (TA 44’) (Fernando Luna 83’); Miguel Parrales
Goles: Caicedo 12’, Angulo 22’, Vega 63’
NAC: José Cárdenas; Kevin Peralta, Javier Quiñónez (TA 60’) (Daniel Samaniego 70’), Luis Segovia, Ángel Gracia (TA 6’) (Edder Fuertes 45’); Roberto Garcés; Jorge Ordóñez, Manuel Balda, Adolfo Muñoz, Alejandro Villalva; Miguel Parrales (TA 17’) (Víctor Corozo 45’)
Goles: Ordóñez 57’ (P)

Calificaciones Emelec:
Dreer 7
R Caicedo 8
Mejía 6
Vega 7
Johnson 7
Arroyo 6
Queiroz 6
Rojas 6
López 6
Orejuela 7
Angulo 7
Quintero –
Luna –
Lastra –

Calificaciones Nacional:
Cárdenas 6
Peralta 5
Quiñónez 4
Segovia 5
Gracia 3
Garcés 5
Ordóñez 6
Balda 6
Muñoz 5
Villalva 5
Parrales 4
Corozo 4
Fuertes 6
Samaniego 4

Edison Guapaz Zambrano
Guitarras y gol
sudamericana octavos

Rivales de Ecuatorianos en Copa Sudamericana – Octavos

Continúan las emociones de la Copa Sudamericana y casi con el mismo impulso se disputarán los octavos de final. Dos clubes ecuatorianos siguen con vida y estos serán sus rivales en esta nueva instancia.

Deportivo Cali

Deportivo Cali

La Asociación Deportivo Cali fue fundada el 23 de noviembre de 1912 como “Cali Football Club” en Cali, Colombia. Sin embargo, su actual nombre y estatus lo obtuvo en 1962. Es uno de los importantes y tradicionales clubes deportivos de Colombia. Entre su palmarés está el haber conseguido el título de Primera División del torneo de su país en 11 ocasiones, así como una vez la Copa Colombia y Super Liga colombiana. A nivel internacional sus mayores logros han sido alcanzar la final de Copa Libertadores en 1978 y 1999 (primer equipo colombiano en lograrlo) y la final de Copa Merconorte 1998. Su tradicional uniforme es de camiseta verde y pantalón blanco.

El conjunto azucarero es local en el Estadio Deportivo Cali (Monumental de Palmaseca) de su propiedad, ubicado en Palmira, a las afueras de Cali con capacidad para 52 000 espectadores. Entre sus figuras históricas se encuentran grandes nombres del fútbol colombiano como: Carlos Valderrama, Mario Yepes, Óscar Córdoba, Faryd Mondragón o Bernardo Redín. También extranjeros como: Orlando Aravena, Rafael Dudamel o Blas Pérez. Llegó a la presente Copa Sudamericana al ubicarse en séptimo lugar de la reclasificasión de la Primera División colombiana en 2017. En primera fase eliminó a Danubio de Uruguay y en segunda a Bolívar de Bolivia.

La historia del elenco caleño frente a equipos ecuatorianos tiene varias paradas. La primera es en 1971 cuando en Primera Fase de Copa Libertadores enfrentan a Barcelona y Emelec. Con los canarios cae 1-0 en Guayaquil (3 de marzo de 1971) y vence 3-1 en Cali (21 de marzo de 1971), mientras que con el bombillo perdió 3-1 como visitante (7 de marzo de 1971) y venció 1-0 como local (18 de marzo de 1971).

En 1998 disputó la Copa Merconorte ante El Nacional. En primera fase derrota a los criollos como local por 2-0 (29 de septiembre de 1998) y pierde 1-0 en Quito (11 de noviembre de 1998). Después se volvieron a encontrar estos equipos en semifinales del mismo certamen siendo triunfo para los caleños en Quito por 2-1 (19 de noviembre de 1998) pero caída en su cancha ante los ecuatorianos por el mismo marcador de 2-1 (26 de noviembre de 1998) lo que forzó a una tanda de penales en la que los vallecaucanos salieron airosos por 5-4 y así clasificaron a la final.

En 2003 se enfrentaron en Fase de Grupos de Copa Libertadores a Emelec. Triunfaron por un contundente 4-0 en Guayaquil (25 de febrero de 2003) y también vencieron por 1-0 en Cali (1 de abril de 2003).

Fluminense

Fluminense

Para su anterior revisión, clic aquí.

Fluminense Football Club fue fundado el 21 de julio de 1902 en Río De Janeiro, específicamente en el barrio “Laranjeiras”, conocido por ser habitado por clases media y alta, llegando a ser uno de los clubes más populares y tradicionales de dicha ciudad y estado. Entre sus principales logros están: 4 torneos brasileños (brasileirão), 31 campeonatos estaduales (carioca), 1 Copa Brasil, 2 torneos Río – Sao Paulo, mientras que a nivel internacional fue finalista de Copa Libertadores 2008 y Copa Sudamericana 2009. Su camiseta tradicionalmente ha usado los colores verde, rojo y blanco distribuyéndolos en franjas verticales.

El Fluzão históricamente es dueño del “Estádio das Laranjeiras”, pero actualmente es local en el Maracaná con capacidad de 78 838 espectadores. Estrellas del fútbol brasileño como Didí, Carlos Alberto o Roberto Rivellino, entrenadores como Telê Santana o Carlos Alberto Parreira e incluso dirigentes como Joao Havelange, son identificados con el cuadro “tricolor”. Actualmente ahí militan los ecuatorianos Junior Sornoza y Bryan Cabezas.  Llegó a la Copa Sudamericana al ubicarse en el puesto 14 del torneo brasileño de 2017. En primera fase eliminó a Nacional Potosí y en segunda superó a Defensor de Uruguay.

La historia de Fluminense frente a equipos ecuatorianos se ha venido construyendo en los últimos 10 años.

En 2008 jugaron con los albos en primera fase de Copa Libertadores, igualando 0-0 en Quito (20 de febrero de 2008) y triunfando 1-0 en Río de Janeiro (17 de abril de 2008), pero la disputa de dicho torneo los llevó a enfrentarse en la final del mismo. El tricolor carioca cayó 4-2 en Quito (25 de junio 2008), mientras que venció 3-1 en Río De Janeiro (2 de julio de 2008), perdiendo 3-1 en la serie de penales, lo que llevó a la “U” a consagrarse campeón del máximo torneo continental.

En 2009, por la final de la Copa Sudamericana nuevamente enfrentó a Liga. Perdió 5-1 en Quito (25 de noviembre de 2009) y triunfó 3-0 en Río (2 de diciembre de 2009), goleada que tampoco le sirvió para ganar este certamen que una vez más quedó en poder de los universitarios.

En 2012 se enfrentaron a Emelec por octavos de final de Copa Libertadores cayendo derrotados 2-1 en Guayaquil (2 de mayo de 2013), pero venciendo 2-0 en el São Januario de Río de Janeiro (8 de mayo de 2013), lo que les permitió continuar en el máximo torneo continental.

En 2017 se enfrentó a Universidad Católica por la segunda fase de Copa Sudamericana. Triunfó 4-0 como local (29 de junio de 2017) y también venció 2-1 en Quito (26 de julio de 2017). Con lo que avanzó a octavos de final de la competición. Después en ese mismo torneo, pero en octavos de final, enfrentó a Liga Deportiva Universitaria. Venció 1-0 en la ida jugada en Río de Janeiro (14 de septiembre de 2017) y cayó 2-1 al retorno en Quito (21 de septiembre de 2017) lo que clasificó a los brasileños a la siguiente etapa del torneo.

 

Los juegos de ida de esta ronda serán:

Liga Deportiva Universitaria vs Deportivo Cali (22 de agosto – 19:45)

Deportivo Cuenca vs Fluminense (semana del 18 de septiembre)

Edison Guapaz Zambrano
Guitarras y gol
nacional liga

Nuevamente Emociones a Granel en el Atahualpa

Nacional y Liga Deportiva Universitaria igualaron 2-2 en partido celebrado en el Estadio Atahualpa por la fecha 3 del torneo ecuatoriano de fútbol, segunda etapa.

Este tradicional duelo quiteño venía con humores variados en los planteles. Liga con el buen ánimo de sus resultados internacionales y la victoria en el último minuto ante Emelec, mientras que Nacional increíblemente había terminado empatado ante Delfín tras ir goleando, además de su reciente eliminación en Copa Sudamericana. Los albos no podían contar desde el inicio con Orejuela mientras los rojos lo mismo con Parrales.

El encuentro tuvo un arranque intenso con control de balón alternado, sin embargo a Liga le bastó un par de minutos para superar en el medio sector a su rival, con lo que se generaba ataques siendo muy participativo Anangonó bastante bien marcador por la zaga militar. En los primeros minutos la pelota recorrió muchos metros pero no habían ocasiones de gran peligro para ninguno de los 2 planteles.

Cuando el juego arribó al minuto 20 el campo de acción se fue reduciendo y se disputaba más el juego en el medio campo sin poder nadie avanzar con claridad al área de su rival haciéndose un juego poco fluido, cortado pero leal. Cuando Nacional vio complicado avanzar hacia el arco universitario comenzó a buscar de media distancia encontrando concentrado a Gabbarini. Liga buscaba sorprender con la velocidad de sus media puntas que de todas formas no lograban desequilibrar a la zaga criolla.

Nuevamente el juego se animó al sobrepasar la media hora de juego y si bien los militares tenían menos el balón empezaban a ser más peligrosos por lo que fueron perdiendo valiosas opciones valiosas de anotar. Los últimos instantes del primer tiempo tuvieron como dominador al equipo de casaca roja que lamentaría no irse al descanso con marcador en ventaja. De todas maneras, aparentemente era el local el más concentrado.

Liga dio el golpe en el segundo tiempo cuando Juan Luis Anangonó (46 min.) aprovechó un pase profundo para abrirse entre los zagueros y anotar para los albos. Con el gol sin duda la “U” ganó en confianza y pudo trasladar la pelota con mayor precisión, a Nacional le tomó algunos minutos tranquilizarse para poder conducir el juego que ya lo llevaba en contra. Liga aprovechó su ventaja para defenderla con orden mientras prefería que su rival mantenga el poder de la pelota.

La insistencia de Nacional tuvo sus frutos cuando una mano en el área de Guerrero fue sancionada como penal y la falta ejecutada por Jorge Ordóñez (61 min.) para igualar el partido. Con el empate el partido se abrió y se jugó con mayor presencia en las áreas y generando ocasiones de gol. Nuevamente la fortuna le sonreiría a Liga cuando Fernando Guerrero llegó con balón dominado y remató desviando en un defensa (73 min.) devolviendo la ventaja a la U.

Nacional echó el resto para lograr el empate con los ingresos de Parrales y Lara mientras se juego ya no era tan precavido en las marcas y la pasaban mal en cada contragolpe universitario, parecía que la “U” se llevaba el triunfo incluso por una mayor marcador tras perderse Anangonó y Borja oportunidades inmejorables de anotar. En los últimos instantes Miguel Parrales (89 min.) aprovechó un gran pase de Lara para anotar el empate criollo y el juego así terminó. Una vez más este juego clásico estuvo cargado de emociones.

NAC: Johan Padilla: Kevin Peralta, Javier Quiñónez, Luis Segovia (TA 64’), Ángel Gracia (TA 38’); Roberto Garcés, Cristian Cordero (Miguel Parrales 76’) (TA 90’); Jorge Ordóñez (Víctor Corozo 82’), Manuel Balda, Adolfo Muñoz (Cristian Lara 76’); Daniel Angulo
Goles: Ordóñez 61’ (p), Parrales 89’
LDU: Adrián Gabbarini; José Quintero, Franklin Guerra, Horacio Salaberry (TA 67’), Aníbal Chalá; Edison Vega, Jefferson Intriago; Anderson Julio (Gastón Rodríguez 67’) (TA 74’), Johan Julio (Jonathan Borja 72’), Fernando Guerrero; Juan Luis Anangonó
Goles: Anangonó 46’, Guerrero 73’

Calificaciones Liga:
Gabbarini 6
Quintero 6
Guerra 6
Salaberry 6
Chalá 6
Vega 6
Intriago 6
A Julio 5
J Julio 5
Guerrero 7
Anangonó 7
Rodríguez 6
Borja 4

Calificaciones Nacional:
Padilla 7
Peralta 6
Quiñónez 6
Segovia 5
Gracia 6
Garcés 6
Cordero 6
Ordóñez 6
Balda 6
Muñoz 5
Angulo 5
Lara 6
Parrales 6
Corozo –

Edison Guapaz Zambrano
Guitarras y gol
sudamericana 2 vuelta

Sólo uno de los Rojos Queda con Vida

En simultáneo se dirimió la suerte de los 2 conjuntos ecuatoriano que disputaban la Segunda Fase de Copa Sudamericana clasificando uno de ellos a octavos de final y pasando ambos bastante drama.

El Nacional 1 (Angulo 19’) – Defensa y Justicia 0
Quito – Estadio Atahualpa

Era evidente la voluntad de la escuadra militar de buscar remontar el 2-0 sufrido en Argentina, por lo que rápidamente se hicieron del poder del balón haciendo replegar a su rival que tan sólo se hacía notar con esporádicas contras. De todas formas al conjunto criollo le costaba llegar al área y tras un centro de Gracia, Daniel Angulo (19 min.) abrió el marcador y dejaba en pie la ilusión del local por avanzar de ronda. El tanto animó a seguir atacando a los criollos, más la visita se defendió bien.

En el segundo tiempo y cuando comenzaba a llover copiosamente, Nacional prácticamente encerró a su rival y se fue agotando por la insistencia mientras las variantes no surtían los efectos adecuados. Debatiéndose entre la concentración y la fortuna, el “halcón de Varela” veía pasar los minutos con angustia pero tratando a su vez de jugar con la desesperación de un rival que contó con poca precisión y fortuna para conseguir el tanto que al menos lleve a la serie a los penales. Defensa y Justicia esperará por el ganador del cruce entre Banfield y Boston River.

NAC: Johan Padilla; Marco Montaño, Javier Quiñónez, Luis Segovia, Ángel Gracia; Roberto Garcés; Jorge Ordóñez, Manuel Balda (Edder Fuertes 83’), Adolfo Muñoz (Jonny Uchuari 76’) (TA 80’), Alejandro Villalva (Miguel Parrales 64’) (TA 81’); Daniel Angulo
Goles: Angulo 19′
DYJ: Ezequiel Unsain; Nahuel Molina (TA 83’), Santiago Zurbriggen, Mariano Bareiro, Alexander Barboza, Cristian Almeida; Leonel Miranda, Jonás Gutiérrez (TA 73’), Gastón Togni; Eugenio Isnaldo (Rafael Barrios 45’), Fabián Bordagaray (Ciro Rius 86’)

Wilstermann 2 (Álvarez 17, Saucedo 54′) – Deportivo Cuenca 2 (Preciado 2′ -p-, Pita 79′)
Penales: Wilsterman 5 – Deportivo Cuenca 6
Cochabamba – Félix Capriles

Tempranamente el Expreso Austral conseguía una falta penal sufrida y ejecutada por Edison Preciado (2 min.) lo que era auspicioso para un conjunto ecuatoriano que de hecho salió adelante a seguir buscando el resultado, más se encontró con la igualdad del local con golpe de cabeza de Gilberth Álvarez (17 min.) Una igualdad que de todas formas no desmoralizaba a los cuencanos quienes lucieron superiores hasta el fin de los primeros 45 minutos.

El segundo tiempo el Cuenca seguía bregando por la clasificación y tuvo cerca el segundo tanto con una oportunidad malograda por Preciado que se transformó en una contra que derivó en falta penal para el local. Fernando Saucedo (54 min.) contó con la fortuna de anotar en el rebote luego que su disparo fuera atajado por Heras. Se instaló el drama en Cochabamba pues ningún equipo daba su brazo a torcer y tras una gran combinación, Jacson Pita pudo definir (79 min.) para anotar el empate que llevaría el juego a la tanda de penales donde Brian Heras se vistió de héroe tras atajar 2 lanzamientos y con ello la clasificación. El Expreso Austral aguarda por el ganador de la llave entre Fluminense y Defensor.

WIL: Arnaldo Giménez; Alejandro Meleán, Alex da Silva, Ronny Montero (Enrique Díaz 85’), Juan Aponte; Fernando Saucedo, Jorge Ortiz (TA 15’), Cristian Chávez (Carlos Melgar 73’), Serginho; Gabriel Ríos (Lucas Gaúcho 64’), Gilbert Álvarez
Goles: Álvarez 17’, Saucedo 54’
DCU: Brian Heras; Bryan Carabalí, Ruben Cangá, Anthony Bedoya, Carlos Cuero (TA 53’); Marco Mosquera (TA 19’), John Rodríguez (Leandro Martínez 63’), Jonathan De La Cruz (Abel Araujo 84’), Juan D. Rojas (Emiliano Bonfigli 74’); Edison Preciado, Jacson Pita
Goles: Preciado 2’ (p), Pita 79’
Penales:
Wilstermann: Convirtieron: Melgar, Serginho, Gaúcho, Ortiz, Giménez. Atajados: Meléan, Álvarez. Desviados: Saucedo
Cuenca: Convirtieron: Pita, Martínez, Preciado, Araujo, Bedoya, Carabalí. Atajados: Mosquera, Bonfigli

Edison Guapaz Zambrano
Guitarras y gol
bsc vs nacional

Barcelona Ganó Desde el Banderín de Córner

Barcelona derrotó 3-1 a El Nacional en duelo disputado por la primera fecha de la Segunda Etapa del torneo ecuatoriano de Primera División.

El inicio de la etapa tuvo entre sus juegos a uno con historia y tradición, aunque ambos planteles hicieron por algunas razones un par de variantes respecto a sus alineaciones titulares habituales en la anterior etapa, sin embargo, los ánimos y opciones eran distintos. Los amarillos en la búsqueda de ganar la etapa y los criollos queriendo sacudirse del último mal momento.

Cuando el partido comenzó Nacional buscó hacerse del poder del balón y así pasaron los primeros minutos aunque dicha posesión estaba lejos de ser peligrosa para el conjunto local. El arma principal de los amarillos era la velocidad por los costados tratando de explotar los problemas defensivos de los criollos. Pronto los amarillos empezaron a rematar a portería contraria.

Después del primer cuarto de hora el dominio del partido era notablemente del club guayaquileño. Las asociaciones entre Díaz, Esterilla y M. Caicedo tenían muy ocupada a la zaga de los rojos que no respondían mal pero sus compañeros en ataque no daban respuestas. La visita se llenaba de tarjetas y con un juego cortado evitaban la creación en zona de gestación canaria y así el partido se estacionó bastante en el mediocampo.

El cuadro rojo pasó a sentirse cómodo con su planteo que si bien no era incisivo, lo mantenía lejos a su rival del área que defendía con la marca en el mediocampo, siendo esta una mejor manera de defender, puesto que en el último cuarto de cancha no eran en cambio del todo seguros. Lo poco ofensivo del elenco quiteño pasaba por los pies de Lara, a quien no parece pasarle los años.

Parecía que Nacional se animaba algo más al inicio del segundo tiempo, pero cayó el tanto amarillo con cabezazo de Xavier Arreaga (50 min.) tras un tiro de esquina. El tanto abrió un poco más al juego y permitió especialmente a Barcelona tener mayor libertad para elaborar jugadas de ataque. Lejos de protegerse, la visita hizo cambios ofensivos ante el embate del Ídolo.

Nacional ya no pudo soportar la presión del local y nuevamente Arreaga (65 min.) aprovechando una jugada preparada de balón detenido anotó para aumentar el marcador. A partir del segundo tanto Barcelona se mostró más confiado a la hora de tocar la pelota y ya mostró una abrumador superioridad hacia su rival que implementó cambios para quienes habían recibido tarjetas.

En los últimos minutos Barcelona cedió algo de iniciativa a la visita planteando como estrategia el contragolpe. Llegó el toque de lujo a una jornada espectacular de Damián Díaz cuando su cobro de tiro de esquina (83 min.) se fue al fondo de las redes y con la ayuda del portero se podría considerar como gol olímpico. Poco después Alejandro Villalva (85 min.) con una volea de fuera del área anotó el descuento. Barcelona pudo abrir el partido mediante el balón detenido.

BAR: Máximo Banguera; Tito Valencia (TA 48’), Xavier Arreaga (TA 51’), Félix Torres, Beder Caicedo; Gabriel Marques, Matías Oyola; Ely Esterilla (Pedro Velasco 82’), Damián Díaz, Marcos Caicedo (Ariel Nahuelpán 69’) (TA 79’); Juan I. Dinenno (Jonathan Betancourt 74’)
Goles: Arreaga 50’, 65’; Díaz 83’
NAC: Johan Padilla; Marco Montaño, César Batalla, Luis Segovia, Edder Fuertes; Roberto Garcés (TA 24’), Michael Chalá (TA 17’) (Daniel Angulo 58’); Jorge Ordóñez (TA 20’) (Jonny Uchuari 69’), Christian Lara (Adolfo Muñoz 66’), Alejandro Villalva; Víctor Corozo
Goles: Villalva 85’

Calificaciones Barcelona:
Banguera 7
Valencia 6
Arreaga 8
Torres 7
B Caicedo 6
Marques 6
Oyola 6
Esterilla 7
Díaz 8
M Caicedo 6
Dinenneo 5
Nahuelpán 5
Betancourt –
Velasco –

Calificaciones Nacional:
Padilla 6
Montaño 5
Batalla 4
Segovia 5
Fuertes 5
Garcés 7
Chalá 6
Ordóñez 5
Lara 6
Villalva 6
Corozo 4
Angulo 3
Muñoz 5
Uchuari 5

Edison Guapaz Zambrano
Guitarras y gol