estadísticas

Los números fríos en el fútbol… que no sirven para nada

“Ah, ahora se puede demostrar todo con las estadísticas, 40% de la gente lo sabe”.

Homero Simpson.

De un tiempo a acá, se han venido haciendo famosos los estadísticos del fútbol, personajes que guardan con mucha (¿o poca?) precisión los resultados, formaciones, lugar de los partidos, tarjetas, y si es posible datos como las asistencias, minutos en los que fueron marcados los goles e incluso, llegan a obtener datos sobre la forma en la que se hizo el gol (asistente, si fue de cabeza, con cual pie e incluso con otra parte del cuerpo). En esta sociedad que busca información, aunque sea un poco inútil, todo suma y sirve.

Personalmente respeto mucho el trabajo de quienes se pasan horas de horas verificando información y pasándola a tablas de Excel u otra aplicación informática similar, creo que un trabajo de hormiga que pocas personas son capaces de hacer con real profundidad y sin fallas. No obstante, encuentro su trabajo a veces sobrevalorado y casi siempre, son ellos mismos intentan vendernos datos como, muchas veces, verdades absolutas del fútbol.

Mas mi oposición a darles una mayor importancia a estos números y tablas de Excel van por el lado de la magia del fútbol: impredecible, en el cual un jugador que ha hecho 40 goles en una temporada en la siguiente puede hacer 2, o el jugador que en la altura hace dos goles de pronto llega al llano y hace 16, o el equipo que venía paseando a todo el mundo se puede comer 5 goles en una semifinal de Copa. Y claro, hay otras cosas como estas:

 

 

No existe ninguna estadística que pueda explicar lo ocurrido en ese partido final de la Champions. NINGUNA.

Ahora, es menester contemplar el objetivo de esos datos que los expertos nos presentan: entretener a la afición y generar clicks, pero que de poco o nada sirven, vuelvo y repito, a mi criterio, para el análisis del fútbol. Ejemplo de esto: La cantidad de entradas reportadas por los equipos a la Federación, como fundamento para definir partidos importantes e hinchadas más grandes. En el Ecuador, Aurelio Dávila ha sido quien ha explotado ese nicho en los hinchas térmicos, con éxito especialmente entre la hinchada azucena de este tierrero equinoccial, lo cual le ha ganado una animadversión por parte de la hinchada que se siente perjudicada, a quien cariñosamente entiendo ha denominado “La Aldea”. Según Dávila los datos no mienten, un golpe que debe ser aceptado por sus lectores y especialmente, detractores.

A nivel mundial, seguramente Mr. Chip (@2010MisterChip) es el referente de este grupo de nerds. Con más de un millón y medio de seguidores, y con estadísticas tan útiles como cuál es el cruce de Champions League que más se ha repetido o la cantidad de goles de cabeza, diestra y siniestra que ha hecho Cristiano Ronaldo en su carrera, hace las delicias de quienes sostienen que este tipo de lecturas del fútbol sirven para algo más que para una anécdota al momento de tomar una cerveza con amigos. Eso o si apuestas más que un chino.

Esos datos del fútbol, unos más curiosos que otros, sirven mucho para compartir en el chat de whatsapp o para tomar como referencia cuando estás en esos sitios ilegales en nuestro terruño de apuestas en línea. Después de eso, sustentar el fútbol en datos fríos es un error más grande que el Maracaná.

8 comentarios
  1. Edison Guapaz Zambrano
    Edison Guapaz Zambrano Dice:

    Bueno, primero tendría que zarandearte por denostar la noble ocupación de estadístico del fútbol.

    Como empleado de una compañía que precisamente, ofrece este tipo de servicios, podría decirte que efectivamente, sirven para entrentener, complementar la información que van generando los juegos y es una herramienta para entenderlos, más no el único camino, la verdad y la vida.

    Así mismo, te podría decir que al periodista le sirve para a partir de esos números, generar un comentario y/o análisis de lo que sucedió y pueda suceder. Afortunadamente, el fútbol no es álgebra. Pueden pasar muchas cosas y por eso es divertido. En otros deportes, sobretodo los gringos, los númeritos son muy valiosos y son pilar fundamental de análisis periodístico y trabajo de los entrenadores.

    Yo soy muy fan de Aurelio Dávila, porque el aparte de informar y usar sus números para comentario y refutar posturas, de paso se divierte acabando criterios pre concebidos de varios aficionados a punta de números. También hay buenso estadísiticos como el arquitecto Ubilla y Pato Granja que enriquecen mucho el análisis futbolístico. Es una forma de ver las cosas nomás … y entretenimiento para futboleros nerds.

    Responder
  2. Claudio Eguiguren Dice:

    Lamento discrepar David, las estadísticas ayudan y mucho a la hora de analizar y programar el rendimiento de un deporte, sea cual sea este e incluyo al fútbol. Claro, las estadísticas que lanza Mr. Chip o Aurelio Dávila no son precisamente las que más colaboren en esto, y claro, al ser ellos periodistas deportivos (a si no se hayan preparado desde jóvenes para eso), y como dice el comentario anterior, les ayuda a generar comentarios, que a la final es su trabajo.

    Ahora, a mi parecer (hablando desde mi pensamiento, sin datos, ni documentos que lo acrediten como cierto), hay muchas estadísticas que permiten, como ya lo dije, adelantar o modificar la planificación de un equipo. Empezando por las mencionadas asistencias y taquillas, que dan un sustento a la hora de programar un presupuesto, o presentar un plan a un sponsor. En cuanto al juego, y como en todo juego, siempre hay vía libre para el azar y la imaginación y capacidad de resolución de los jugadores, pero hay datos y estadísticas que ayudan primero a mejorar la forma en que se prepara tu equipo, y posteriormente a planificar encuentros con rivales. (Me imagino que…) mapas de calor de cada jugador, datos de precisión en pases con y sin presión, dirección y forma de cobro en balones parados entre muchas otras pueden ser una herramienta muy útil a la hora de la preparación de los equipos, pero claro, con estas incluso podrías hacer dormir al más acérrimo fan del fútbol a menos que tenga un PhD en estadística, por lo que no son comerciales.

    Saludos

    Responder
  3. Kross
    Kross Dice:

    Las estadísticas tienen su mérito x la información histórica como referencia nada más. Los jugadores no entran a.una cancha con la estadística en la cabeza. Y últimamente estos datos sólo han servido para broncas

    Responder
  4. Osvaldo Dice:

    Trabajo en una empresa es líder mundial en estadísticas deportivas, por ejemplo proveedor de La Liga, Serie A, Premier League, etc. Es verdad que los datos como tu mencionas no sirven para saber que pasó en un partido, esos datos que te dicen “la anterior vez que un jugador anotó un hat-trick ….” o datos de este tenor, pero sirven y deben ser utilizados para contextualizar, un resultado, un gol, o esos hechos de los llamados eventos claves en un partido, sirven para muchas veces entender lo difícil o raro que es algo.
    Ahora, existen datos que hoy en día se recopilan, pases, quites, despejes, tiros, posición de campo, posesión, etc etc etc, en mi empresa hasta 1000 distintas posibilidades hay. Estas estadísticas son fundamentales para entender que pasó en un partido y el periodista que teniendo la posibilidad (si el partido tiene una análisis así en vivo) no los usa es un VENDE HUMO, y los que no tienen la más mínima capacidad para interpretarlos no deberían comentar un partido. Me ha pasado escuchar “este equipo trabajó muy bien el balón parado” y resulta que me fijo y convirtió 10 goles así e intentó 75 centros a balón parado, y en defensa le tiraron 25 y le hicieron 8. También, fulano jugó muy bien, te fijas y solo concretó el 65% de los pases, porcentaje bastante malo. Este tipo de estadísticas hoy en día que existen deben ser instrumento básico para analizar o comentar un partido, quién no lo haga, repito, es un vende humo, mentiroso. El fútbol es tan popular y grandioso porque es un deporte sencillo, fácil de entender y más comparado con otros colectivos. Pero esto no quiere decir que el profesional (el periodista) que trabaja allí deba ir a la fácil y no ver y usar estas herramientas y menos denostarlas y repudiarlas. Estas herramientas (las estadísticas detallas en el fútbol, pases, tiros, etc) sirven para objetivizar un análisis, dejando de lado la vendida de humo histórica que existe en el fútbol por parte de los periodistas. Saludos

    Responder
  5. Richard Solórzano Dice:

    Sin duda la estadística no dice nada sobre lo que pasará en un partido para que lindo es cuando un comentarista habla resultados anteriores y ciertos datos que no todos tienen y que muchos quisieran usar, los datos de Mr. Chip y Aurelio, que sin duda son diferentes porque uno las hace públicas y el otro las usa más en su radio, respectivamente hablando. Parece que eres de los que ve el fútbol sin ver los precedentes de éste, la cual son importantes para el morbo que existe

    Responder
  6. Aurelio Dávila Dice:

    Estimados amigos:

    Antes que nada, les sigo en twitter por sus artículos interesantes, encuestas apasionadas y entretenidas pero sin objeto.

    Gracias por citarme en este artículo, el oficio de estadístico lamentablemente en este país está sub valorado, en un futuro cercano irá tomando más fuerza cuando el “periodismo de datos” tenga la trascendencia que se tiene a nivel mundial. No me arrepiento de haberlo escogido, desde hace 17 años, como mi profesión, soy grato con Bill Gates que cada vez le va desarrollando más al Excel y así puedo publicar mis #TablitasDeExcel El estadístico es un “sabio” cuando lo que publica responde a tus intereses, y es un manipulador cuando lo que publicas está contra tu equipo

    En cuanto a lo que me citan, debo reconocer que a raíz de publicar números sobre unas de las 4 eternas polémicas en nuestro fútbol (ahí les dejo material para este alhaja blog) sobre el equipo que está tras Barcelona en cuanto a popularidad, hinchada de un equipo empezó a insultarme a través del twitter, a lo cual, decidí un bloqueo masivo y se me ocurrió poner el nombre de #LaAldea.

    A este sitio acuden gente que en vez de debatir, utiliza el recurso del insulto, la ofensa y hasta la amenaza a mi persona, acá están “twitteros y trolls” de diferentes equipos, empezando por hinchas de LDU (equipo del cual soy hincha), pasando por gente de Barcelona, El Nacional, Dep. Quito, Aucas y Emelec, que en los últimos tiempos han sido mayoría. También están gente que por mi ideología política (mal encasillada de derecha) han procedido a insultar. Están cuentas que saturan con propaganda y para que no me llegue su publicidad, procedo a bloquearlos.

    Por qué el nombre de #LaAldea, simple, recuerdo que cuando empecé a sistematizar mis estadísticas, allá por 1983 estaban de moda Los Pitufos y me encantaba analizar lo heterogenea de La Aldea de Los Pitufos, había pitufo risueño y pitufo gruñon, había pitufo tontin y pitufo genio, pitufo deportista y pitufo ocioso, etc; entonces no encontré mejor forma de agrupar a todos esos insultadores, pitufos mentales en un sitio denominado #LaAldea. No tiene dedicatoria contra ningún color de camiseta ni ideología política.

    Es lindo debatir, pero sin insultos

    Responder
  7. Ronald Dice:

    No siempre sera intrancendente este tipo de datos,todo depende de como son utilizados, hay estadisticas de como patean penales lls jugadores que ha sido comprobado “cientificamente” que en momentos justos eligen el promedio que han venido utilizando, ya lo hizo Alemania en el 2006 contra argentina,claro que tambien hay datos que no sirven para maldita sea la cosa, como Ozil es mejor pasador de pelotas y le cuentan los pases gol q hizo al Stoke City y cuando juega con un peso pesado no da una.
    Saludos

    Responder

Desahógate

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


uno × = 6

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>