ayrton

11 Ideal y Anti 11 del Torneo Ecuatoriano 2017

Un ejercicio tradicional y que tal vez vaya un poco comprimido. Hablamos de los destacados de un campeonato que a pesar de las complicaciones del fútbol del país tuvo varios puntos altos y entretenimiento para sus seguidores. Presentamos entonces el 11 ideal:

Pedro Ortiz

El portero de Delfín fue un bastión para la formidable campaña que tuvo el club manabita en el primer semestre del año, la cual los llevó a disputar por primera vez la Copa Libertadores. Ortiz garantizó seriedad y seguridad, contando con buenos reflejos y oportuna ubicación que a veces pudieron interpretarse como “dosis de suerte”. Las consecuencias fueron obvias al resultar el Delfín el equipo con menos goles en contra de la temporada regular. Así mismo fue refrescante la llegada de un nuevo portero a la élite de guardametas del país. Claro, tendría que mantenerse en los años venideros.

Juan Carlos Paredes

Su llegada a Emelec a mediados de año fue un golpe de timón que dio el cuadro millonario para finalmente llegar al título. En el primer semestre Emelec padeció de cierta debilidad en el sector derecho de su armado, lo que le alejó de ganar la primera etapa por ejemplo, aunque en Libertadores no le iba del todo mal. Con la llegada de “la hormiga” el cambio fue inmediato, aportando toda la experiencia y conocimiento de un seleccionado nacional que ha jugado en Europa. Un puntal tanto a la hora de defender como de atacar.

Jorge Guagua

La afición ni siquiera sabía de la vida de Guagua hasta agosto de 2017: si seguía activo, si se había retirado o qué mismo. Lo cierto es que “el patrón” estaba soportando una larga recuperación tras una dura lesión. De pronto fue incluido en la alineación titular de Emelec y no soltó más su puesto exhibiendo su mejor versión en mucho tiempo con liderazgo y anticipación a las jugadas rivales. Solidificó una defensa que tal vez dejaba pequeñas dudas antes de su llegada y tras la misma fue mucho más difícil de franquear, aportando a la sensacional campaña del bombillo que le llevó a ganar la segunda etapa y posteriormente el título del torneo ecuatoriano 2017.

Francisco Silva

Tal vez el fin de temporada del zaguero paraguayo no fue el mejor, sin embargo, hay que destacarlo por todo lo hecho en el 2017. Silva aportó seguridad y garra a la defensa del Delfín que como se había mencionado, fue la menos batida del torneo y en ello este jugador tuvo mucho que ver. En momentos en los que se ausentó ya sea por lesiones o suspensión el cuadro de Manta lo sufrió sensiblemente. Formó una impecable mancuerna con el venezolano Chancellor que por momentos dio la sensación de absoluta imbatibilidad.

Fernando Gaibor

Debe fácilmente ser uno de los mejores años del volante del Club Sport Emelec. Se convirtió en líder y motor del mediocampo eléctrico con una presencia fundamental para quitar balones y la generación de fútbol ofensivo. Una temporada en la que se ha consolidado como referente y capitán del conjunto millonario y le da perspectivas para un futuro aún mejor al que probablemente se ha demorado en acceder y hoy por hoy hay que destacar que ha ganador notablemente en temperamento.

Ayrton Preciado

Lo consideramos el “jugador más valioso” de la temporada, ya que fue definitivo para la consecución del título de los azules. Veloz y preciso, sus transiciones al ataque fueron armas contundentes a la hora del armado del ataque eléctrico que terminó especialmente hacia el remate de temporada siendo tan contundente. También efectivo frente al arco y a la hora de habilitar a sus compañeros. Sin duda, su mejor año como futbolista profesional hasta el momento, contando con que tiene varios más por jugar.

Carlos Feraud

El señor de los golazos. En los recuentos de mejores anotaciones de la temporada mínimo deben estar el gol olímpico y el de media cancha que marcó en la temporada. El volante de Macará marcó varios tantos con balón detenido, pero no fue lo único destacado de su 2017, sino que fue manija y alma de un equipo que por primera vez consiguió una ansiada clasificación a Copa Libertadores. Le valió por una convocatoria a la selección, lo que finalmente no le terminó sentando tan bien. Pero no deja de haber sido notable su temporada.

Jacob Murillo

El extremo izquierdo de Delfín fue el mejor asistente de la temporada y sus pases gol lo ponen dentro de este 11 ideal. Por momentos su desborde, toque y habilitación fueron realmente brillantes, en espacial cuando se juntaba con sus compañeros que se ubicaban metros más adelante, lo que lo dieron la imagen al conjunto manabita de letal en el contragolpe. Esto lo hizo merecedor a la convocatoria a la selección luego de la cual bajó su rendimiento. Con todo, este fue un excepcional año para este aún joven jugador, al que lo creíamos desaparecido y fue devuelto a jugar en primera división.

Jonatan Álvez

Implacable goleador que de hecho tuvo su mejor rendimiento en competiciones internacionales, aunque en el torneo local también anotó goles claves para que el Ídolo sume puntos valiosos que al final no fueron suficientes tal vez por la sanción en puntos que llevaba Barcelona. Jugador combativo y emblemático en los actuales planteles del cuadro canario al que tal vez su temperamento le puede jugar malas pasadas, mas su calidad y entrega son indiscutibles.

Hernán Barcos

Sería ilógico no incluir al goleador del torneo ecuatoriano dentro de su alineación ideal. El “pirata” marcó notables diferencias en cuanto a su rendimiento con el resto del plantel de Liga Deportiva Universitaria y con sus goles evitó que una campaña que de por sí fue mala termine siendo aún más lamentable. Su categoría y precisión parecen intactas, su identificación con la camiseta blanca innegable, eso sí tal vez su futuro aún se vislumbre incierto. Lo que estamos seguros es que Barcos es uno de los mejores de la historia de los torneos ecuatorianos.

Roberto Ordóñez

Un jugador que debía estar incondicionalmente en este 11 ideal. Encarnó la lucha de un equipo considerado chico hacia su primer título local que finalmente no se dio, pero que será recordada por la afición futbolera ecuatoriana. Roberto Ordóñez fue el símbolo y alma de este Delfín 2017 exhibiendo mucha personalidad y garra, además de un asombrosamente buen manejo de balón y ese adjetivo debido a su corpulencia. Se ganó el cariño de propios y extraños con su entrega y su técnica que tuvieron al cuadro manabita cerca del cetro 2017.

DT: Eduardo Favaro

El estratega uruguayo se sobrepuso a un mal inicio de año a cargo de El Nacional y con un plantel de jugadores que a primera vista lucía limitado, logró un fútbol eficiente, agradable a la vista y que por momentos hizo creer posible que los criollos puedan luchar por el título. Tanta ha sido la incidencia del “Lolo”, que el anuncio de su continuidad con el plantel rojo fue sonada noticia.

Entonces el 11 ideal de nuestra página va así:

Pedro Ortiz; Juan Carlos Paredes, Jorge Guagua, Francisco Silva; Fernando Gaibor, Ayrton Preciado, Carlos Feraud, Jacob Murillo; Jonatan Alvez, Hernán Barcos, Roberto Ordóñez

DT: Eduardo Favaro

Jugador más valioso (MVP): Ayrton Preciado

Este es un 11 alternativo:

Máximo Banguera; Richard Schunke, Jhon Chancellor, Xavier Arreaga; Luis Luna, Roberto Garcés, Manuel Balda, Billy Arce; Carlos Garcés, Juan M. Tévez, Juan Dinenno

DT: Guillermo Sanguinetti

En tanto que les presentamos el Anti  11 del torneo ecuatoriano 2017

Bonard García; Luis Checa, Luis Romero, Luis Caicedo M.; Rubén Olivera, Jonathan González, Luis Bolaños, Felipe Rodríguez; Néstor Martinena, Federico Laurito, Ariel Nahuelpán

DT: Gustavo Munúa

Bonard García: había que poner en este conteo a uno de los porteros del equipo que recibió más de 100 goles. Perdió rápido su titularidad y de hecho su equipo ya no encajó tantos goles luego de no estar él en el arco de Clan Juvenil.

Luis Checa: del mismo modo había que poner a algún defensa del club que recibió más de 100 goles. Sin duda ya quedaron atrás los mejores años del recio defensa y para su mala fortuna le cayó una sanción por doping que afectaría seriamente su carrera.

Luis Romero: el defensa de Guayaquil City, bravo por naturaleza estuvo en este año más pasado de revoluciones que de costumbre. Lo que le costó varias sanciones y el dejar a su equipo afectado en varias ocasiones.

Luis Caicedo M.: El “Kunti” pasó de seleccionado ecuatoriano y embajador deportivo en Brasil a una opaca estadía como suplente en Barcelona. No fue la solución deseada en la zaga amarilla y jamás pudo pelear el puesto a los jóvenes zagueros titulares canarios.

Rubén Olivera: el “pollo” era uno de los refuerzos estrella de la temporada para Liga de Quito, sin embargo estuvo lejos de ser solución en el medio sector universitario y fue responsable de la desastrosa campaña de inicios de año de la “U”.

Jonathan González: fuertemente criticado por la hinchada de Liga de Quito, jamás pudo acoplarse a un equipo en el que curiosamente era titular casi siempre sin mayores resultados. Tampoco le fue bien en Paraguay y ahora enfrentaría una sanción por adulteración de identidad.

Luis Bolaños: el “chucho” definitivamente ya no es lo que era. Aportó a cuenta gotas al juego ofensivo de Fuerza Amarilla para desaparecer a medida que incrementaban los problemas en el club orense.

Felipe Rodríguez: reforzaba en un inicio al sector izquierdo de Liga, pero no sólo lució falto de calidad, sino incluso de entusiasmo y cuando falta voluntad poco se puede hacer. A ser rápidamente olvidado por parte de la hinchada universitaria.

Néstor Martinena: era el llamado a ser goleador de Fuerza Amarilla, pero contó con poca fortuna y solo pudo hacer un gol, lo que concluyó en que sea apartado del plantel antes de finalizar el primer semestre.

Federico Laurito: al atacante argentino le fue bastante bien en Gualaceo de la Serie B e intentó jugar de nuevo en primera división, mas tuvo inconvenientes físicos que sumados a los organizativos del cuadro orense le generaron una mala temporada.

Ariel Nahuelpán: delantero querido por la afición de Barcelona que fue llamado de vuelta para ser el plan de respaldo en caso de ausencia de Álvez, mas nunca fue solución y estuvo bastante lejos del nivel que lo hizo del gusto de la exigente hinchada amarilla.

DT: Gustavo Munúa: llegaba a dirigir a Liga Deportiva Universitaria con cierto cartel y prestigio, pero su idea jamás logró consolidarse y solo pudo ganar 2 partidos en casi medio año (uno por cada campeonato). De las peores campañas que los albos hayan soportado en años.

Foto principal tomada de: El Diario Manabita

FyA
1 comentario
  1. Gerardo Garnica Dice:

    Estoy bastante de acuerdo con el once ideal del campeonato, fue un año bastante interesante en la aparición de figuras de equipos chicos.

    Y el anti-once también está bastante bien igualmente.

    Responder

Desahógate

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


× 5 = veinte cinco

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>